Aplastados por la nieve: ninguna ciudad afectada pudo garantizar los servicios mínimos
17:24
9 Enero 2021

Aplastados por la nieve: ninguna ciudad afectada pudo garantizar los servicios mínimos

El Gobierno tuvo que reconocer que les ha sorprendido ''la magnitud'' del temporal y advirtió de que ''quedan por delante horas difíciles'', cuando la nieve se congele.

La borrasca Filomena ha descargado sobre España la mayor tormenta de nieve de los últimos 50 años. Madrid, Castilla-La Mancha y Aragón han sido las autonomías más castigadas por una avalancha que ha colapsado los transportes, ha aislado ciudades enteras y ha obligado a rescatar a centenares de personas a las que la nieve les sorprendió dentro de sus vehículos. 

El temporal se ha cobrado ya cuatro víctimas mortales. En la localidad madrileña de Zarzalejo ha muerto un hombre de 54 años en el interior de su coche sin signos de violencia. En Carabanchel, un anciano de 73 años que vivía en la calle ha muerto tras sufrir una hipotermia. La borrasca se ha llevado por delante también la vida de una pareja en Málaga que fue arrastrada por la corriente.

Los ministros del Interior y de Transportes, Fernando Grande-Marlaska y José Luis Ábalos, han reconocido este sábado que la situación "ha desbordado las previsiones más pesimistas" y han pedido a la ciudadanía que solo salgan de sus casas si es absolutamente imprescindible.

El Gobierno habló de carreteras bloqueadas, sobre todo en Madrid y en las provincias de Cuenca, Toledo y Castellón. A las dos de la tarde, eran 1.500 las personas que habían sido rescatadas, aunque a esa hora aún quedaban centenares de vehículos atrapados con un pronóstico que apunta a que no dejará de nevar hasta el domingo. Mercamadrid, el principal foco de abastecimiento de alimentos de Madrid, también se vio obligado a cerrar por el temporal.

El Ejército, a través de la Unidad Militar de Emergencias (UME), lleva interviniendo desde la tarde noche del viernes para ayudar a los conductores que quedaron atrapados. También los bomberos han desplegado todos sus efectivos y se priorizó evitar el colapso en las entradas de los hospitales. Clara, un bebé de 3.200 gramos, nació en el coche cuando su padre trasladaba a su madre hasta el hospital La Paz, donde iba a nacer. Consiguieron llegar al hospital Carlos III, que estaba más cerca de su casa, con la niña en brazos. 

Colegios cerrado

La situación ha obligado a suspender todas las clases en dos regiones, la Comunidad de Madrid y Castilla-La Mancha, hasta al menos el miércoles. Aragón está valorando tomar la misma decisión. Además, por todo el país hay centenares de carreteras por las que solo se puede circular con cadenas. 

Madrid, la comunidad más perjudicada por el temporal, permanece completamente incomunicada por transporte aéreo y ferroviario: solo se puede circular por sus carreteras con cadenas y en el metro, que permanecerá abierto las 24 horas del día. Los autobuses y los cercanías han suspendido todos sus servicios y el aeropuerto de Barajas ha cerrado hasta, al menos, las once de la noche.

El alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, habló de que el temporal ha descargado hasta 60 centímetros de nieve en Madrid, sepultando las previsiones menos optimistas, que hablaban de que no se superarían los veinte centímetros. Almeida solicitó refuerzos al Ejército porque "la situación es muy grave y la ciudad está bloqueada" y pidió reiteradamente a los ciudadanos que no salieran de sus casas."Estar en la calle es un peligro para la integridad física", advirtió.

La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, reconoció que la prioridad es despejar el acceso a los hospitales y aseguró que se están "habilitando albergues y otros espacios y proporcionando mantas y alimentos a los rescatados y a las personas sin hogar". El rey Felipe VI contactó con ella durante este sábado para interesarse por la situación de la región más afectada por el temporal. A las cuatro de la tarde, era el presidente Pedro Sánchez el que la telefoneó para ofrecer a Madrid la colaboración del Gobierno.

Castilla-La Mancha

La borrasca ha descargado también con fuerza en Castilla-La Mancha. La ciudad más afectada es Toledo, donde seis quitanieves trabajan sin descanso para despejar las calles y avenidas y solo se permite circulara con cadenas y en casos imprescindibles.

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) mantiene activado el aviso rojo por nevadas en cuatro de las cinco provincias de Castilla-La Mancha -Albacete, Cuenca, Guadalajara y Toledo-, donde hay varias carreteras intransitables debido a las intensas nevadas.

Aragón

En Aragón, Zaragoza amaneció este sábado cubierta de un manto de nieve y sigue nevando durante toda la jornada. También ha nevado en Huesca y Teruel. En el Bajo Aragón hay más de 300 camioneros atrapados y la autovía con Zaragoza permanece intransitable. La circulación ferroviaria también ha resultado directamente afectada: el servicio de AVE que parte de Huesca a primera hora de la mañana tuvo que ser suspendido.

El Gobierno de Aragón habla de que la situación está bajo control, pero ya no se descarta pedir ayuda a la UME en las próximas horas. En Zaragoza capital no ha podido funcionar con normalidad el transporte urbano y el día comenzó con las líneas de autobús totalmente bloqueadas. La intervención de los servicios de emergencia y de limpieza permitieron que el servicio pudiera restablecerse con rapidez, pero a lo largo del día se siguieron sucediendo las incidencias. Los parques se cerraron desde las dos de la tarde.

Sorpresa

El Gobierno tuvo que reconocer que les sorprendió "la magnitud" del temporal y advirtió de que "quedan por delante horas difíciles", cuando la nieve se congele. "En los próximos días tendremos que retirar el hielo. La situación será más peligrosa que la que tenemos ahora mismo", advirtió el ministro Ábalos. Mientras tanto, Filomena continúa desplazándose y ya ha alcanzado el Mediterráneo.


Etiquetas:  #Aplastados #por #la #nieve #ninguna #ciudad #afectada #pudo #garantizar #los #servicios #mínimos

COMENTARIOS