Bruselas sondea las sanciones al petróleo como respuesta a la ofensiva en el Donbás
18:20
19 Abril 2022

Bruselas sondea las sanciones al petróleo como respuesta a la ofensiva en el Donbás

La Comisión Europea cocina el sexto paquete punitivo, que incluiría restricciones al petróleo y al banco Sberbank

Directo Guerra Ucrania - Rusia: noticias de última hora en directo Guerra en Ucrania "Los rusos ya han perdido a miles de soldados en Mariupol y perderán miles más"

Cada acción rusa en la guerra de Ucrania ha encontrado una reacción en los pasillos de Bruselas. Desde el inicio de la invasión del Kremlin a su vecino, la UE ha sacado su bazuca punitiva aprobando cinco paquetes de sanciones. La masacre de Bucha impulsó el último paquete y el sexto ya está en camino como respuesta a la batalla que se anticipa en el Este del país.

Hace unas horas, el presidente ucraniano Volodimir Zelenski aseguraba que la gran ofensiva de Rusia sobre el Donbás -que llevaba días anunciándose dentro y fuera del país- ha comenzado. En consecuencia, la Comisión Europea ha confirmado que el sexto paquete de sanciones, que incluiría medidas restrictivas contra el petróleo ruso, una de las gallinas de los huevos de oro del Kremlin, ya está en el horno. "Estamos totalmente trabajando en las sanciones que afecten al petróleo. Pero no puedo dar más detalles de un trabajo que está en marcha", ha reafirmado Eric Mamer, portavoz principal del Ejecutivo comunitario.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha ido un paso más allá desgranando qué constituirá el núcleo duro del nuevo paquete. Además del petróleo, estrechará el cerco con el banco Sberbank, que aglutina el 37% del sector bancario del país y que constituye una pieza clave en el sistema de pagos y transacciones comerciales en torno a la energía, según ha adelantado la alemana en una entrevista realizada recientemente con el diario alemán Bild.

Las ambiciones y anhelos del bloque comunitario serían dar el portazo completo a la energía rusa. Aunque Bruselas se fija 2027 como fecha límite para abandonar la compra de los combustibles fósiles procedentes del Kremlin, los líderes de las instituciones europeas llevan días y semanas asegurando que el embargo energético va a "llegar antes o después".

El mantra que se repite en Bruselas es que hay que cortar las vías de financiación del Putin. Pero como ocurre con frecuencia en la capital de las doce estrellas, el problema no es dónde llegar, sino qué camino tomar. Desde el 24 de febrero, inicio de la guerra, los europeos han pagado a Moscú más de 30.200 millones de euros, según los cálculos actualizados del Centre for Research on Energy and Clean Air (CREA). El petróleo ha supuesto unos 12.400 millones de esta factura, que es para los países del Este y los Bálticos una lanzadera a Putin para financiar su guerra. Ante el temor de caer en una "fatiga sancionadora", países como Polonia o Lituania avivan la llama para pedir a sus socios comunitarios valentía y acciones contundentes.

Pero los deseos se chocan con la realpolitik y, especialmente, con la realeconomy. La UE ha quedado cautiva de la dependencia de los hidrocarburos rusos. Desde la anexión ilegal de Crimea en 2014 no solo la redujo, sino que multiplicó sus adquisiciones y Berlín se pegó un tiro en el pie construyendo el Nord Stream II.

Y, sobre todo, se estampan con la unidad puesta a prueba por los diferentes mix energéticos e intereses polítivos de los Veintisiete. El gigante alemán de los grandes dependientes de la energía rusa. Y ya advierte de que se opondrá a cualquier medida que prohíba la compra de petróleo ruso. En paralelo, este mismo martes el responsable de Finanzas francés, Bruno Le Maire, ha asegurado en la radio Europe 1 que detener las importaciones del petróleo ruso es "ahora más necesario que nunca". No obstante, es previsible que la Comisión eluda presentar su propuesta al respecto antes de las elecciones francesas del próximo domingo para evitar dar recursos a la candidata ultraderechista Marine Le Pen, que se ha posicionado en contra.

Mientras en centrooriental europeo llega a dependencias del 100% con Rusia en materia energética, en otros países como Irlanda o España este vínculo es residual. Por ello, en Bruselas ya hablan de sancionar el petróleo a través de vías "inteligentes". Es el precio a pagar para conseguir el consenso y sortear las resistencias de Alemania, Austria o Hungría. Estas alternativas podrían traducirse en impuestos especiales a este recurso o en modelos alternativos de pagos. El debate en la mesa del Consejo Europeo, que necesita dar su visto bueno por unanimidad, se prevé intenso.

Aun con todo, es cierto que la guerra en Ucrania ha derribado muchos tabúes en la capital comunitaria. Y uno de ellos es el del embargo energético. En apenas un mes y medio, la UE ha impuesto las sanciones más duras y rápidas de su historia, que ya afectan a las industrias claves rusas, a más de 1.000 personas, a cientos de oligarcas o al lujo europeo. Ni los ferraris italianos ni el Vodka ruso. Las medidas restrictivas han sido graduales y progresivas. Pero el cerco se estrecha cada vez más para una UE que se está quedando sin cortafuegos para castigar al Kremlin. Y que, en consecuencia, lo empuja a afrontar el debate energético, esquivo hasta la fecha.

El quinto paquete, aprobado a principios de abril, incluyó el boicot al carbón. No obstante, la medida no entrará en vigor hasta agosto, en parte para dar margen a concluir los contratos actuales y en buena parte también por las presiones del motor germano para postergar la decisión.

El próximo paso se centra ya en sancionar el petróleo, mucho más fácil de sustituir que el gas. Será la del gas, la madre de todas las batallas en el seno de la UE. Sancionarlo será enormemente complicado, especialmente en un momento de volatilidad en los mercados energéticos que deja precios récord en las facturas de los contribuyentes europeos. Prescindir de los recursos rusos no supondrá para los ciudadanos europeos un coste cero, pero el enigma es ya dónde parar la balanza del equilibrio.


Etiquetas:  #Bruselas #sondea #las #sanciones #al #petróleo #como #respuesta #a #la #ofensiva #en #el #Donbás

COMENTARIOS