El Barça sella el 'refichaje' de Dembélé con una surrealista escenificación
15:20
14 Julio 2022

El Barça sella el 'refichaje' de Dembélé con una surrealista escenificación

El jugador, públicamente, se limitó a firmar su nuevo compromiso con la entidad azulgrana y responder a las preguntas de la televisión oficial del club, sin la tradicional rueda de prensa

Fútbol El futuro de Dembélé: historia de lo absurdo

El esperpento en el que ha acabado por convertirse la continuidad de Ousmane Dembélé en el Barça no podía culminar sino con otro esperpento. El francés, cuyo compromiso con la entidad azulgrana finalizó el pasado 30 de junio, escenificó su refichaje como jugador barcelonista con un único acto realmente abierto: la firma de su nuevo contrato. En este caso, no se celebró la tradicional rueda de prensa. Quizás, porque ni a unos ni a otros les apetecía demasiado enfrentarse a preguntas que podían llegar a ser muy incómodas. El nuevo documento, rubricado ante las cámaras sobre el césped del campo Tito Vilanova, el terreno en el que se entrena habitualmente el primer equipo, lo ligará en principio al club hasta el 30 de junio de 2024. Dos años. Nada que ver con el que firmó en 2017, por cinco temporadas. Y en más de un sentido.

Las cantidades económicas que percibirá el francés también son muy diferentes. La situación económica del Barça, y la aparente falta de otras propuestas más satisfactorias, por mucho que se hablara durante mucho tiempo del interés del Chelsea o, incluso, del PSG, le han obligado a apretarse el cinturón para aceptar cobrar un 40% menos de lo que había venido ingresando en los últimos años. De esta manera, su ficha oscilaría entre los seis y siete millones de euros fijos, a los que se les sumarían también una serie de variables por rendimiento. Nada que ver con los 15 millones netos por temporada que exigió inicialmente para sellar su continuidad, cuando aún tenía su anterior contrato. Una cantidad a la que, además, debían sumarse un único pago de 15 millones de euros más para su agente, en concepto de comisión.

"Es un día importante para el Barça. Ousmane continúa. Quiero agradecerle que siempre haya querido quedarse y que haya hecho un esfuerzo para entrar en la nueva estructura salarial. Por eso, quiero darles las gracias también a toda la gente del club, a tu agente, y a todas las personas que han trabajado para cerrar este contrato", señaló el presidente, Joan Laporta. "Eres un jugador que puede llegar a donde se proponga, tiene un talento incomparable, muy específico, y que nos aporta mucho. Xavi te quiso desde el primer momento y creo que sabrá sacar todo el talento que llevas dentro", insistió el máximo dirigente barcelonista, quien expresó su admiración por el francés "como jugador y como persona". El delantero, ambidiestro de pies pero zurdo de mano (firmó su nuevo contrato con la izquierda), posó sonriente con la nueva camiseta, en la que mantendrá el dorsal número siete (las que llevaron Kessié y Christensen carecían de él) y recalcó que siempre quiso seguir en el club.

"Quedarme fue siempre mi primera opción. Se lo dije al presidente y al míster. Sabía que iba a ir para largo, pero ahora todo el mundo está contento", explicó un Dembélé que tiene muy claro cuál es su gran objetivo con vistas a la campaña que viene. "Quiero ganar títulos. Mi gran sueño es la Champions y voy a darlo todo para lograrla", aseguró el francés, quien recordó que sus primeros tiempos como azulgrana no fueron precisamente fáciles. "Los tres primeros años fueron muy difíciles, tuve muchas lesiones Ahora me siento bien, tanto en el equipo como en la ciudad, y siento que tengo la confianza del entrenador y de mis compañeros", recalcó, no sin antes lanzar una proclama tal vez de lo más típica. "Me siento muy feliz. El Barcelona es el club de mis sueños, desde pequeño, y tengo ganas de que empiece la temporada para darlo todo".

Las continuas lesiones

La continuidad de Dembélé y el fichaje de Raphinha le dan a Xavi dos grandes opciones para cubrir la banda derecha del ataque azulgrana, si bien el francés puede jugar con facilidad también por la izquierda. Para el actual técnico del Barça, se trata de un jugador con mucho futuro. Desde su punto de vista, tal y como no se cansó de repetir desde su llegada al banquillo del Camp Nou, si se cuida y actúa con disciplina, puede ser el mejor del mundo en su puesto. Sus continuas lesiones, a pesar de todo, no le han permitido justificar, ni mucho menos, los 105 millones de euros, más variables, que el club le pagó al Borussia Dortmund en verano de 2017 para tratar de restañar la herida abierta por la inesperada marcha de Neymar al PSG.

Durante un tiempo, además, el galo se quedó sin jugar. Una fórmula que el club trató de aplicar para intentar forzar su continuidad, ante sus reiteradas negativas a prorrogar su contrato. Al final, no obstante, la necesidad mandó por encima del orgullo y el jugador entró otra vez profusamente en los planes del actual técnico azulgrana. A lo largo de ese tiempo, demostró que aún tiene una conexión muy especial con un Pierre-Emerick Aubameyang que casi lo considera como su hermanito pequeño. Una conexión de la que, seguro, podrán seguir disfrutando por lo menos a lo largo de la temporada que viene.


Etiquetas:  #El #Barça #sella #el #refichaje #de #Dembélé #con #una #surrealista #escenificación

COMENTARIOS