El CSD sondea al sector del fútbol femenino para crear la liga: del formato a las relaciones con la RFEF
23:36
10 Enero 2021

El CSD sondea al sector del fútbol femenino para crear la liga: del formato a las relaciones con la RFEF

El organismo que lidera Irene Lozano adelantó hace meses que el fútbol femenino tendría su liga profesional y para ello el CSD busca cierto consenso.

El fútbol femenino tendrá su liga profesional la próxima temporada. Un hecho histórico y que supone la máxima igualdad con el deporte masculino, que contaba ya con dos competiciones consideradas profesionales como son La Liga y la Liga Endesa. La decisión, confirmada por Irene Lozano hace unos meses, supuso el culmen a momentos de crisis generada por la Covid-19 y a las peticiones de patronal y jugadoras sobre lograr ese reconocimiento.

"El Gobierno tiene el compromiso de profesionalizar la liga de fútbol femenino para la temporada próxima. Me gustaría que tuviéramos una de las mejores ligas femeninas de Europa y la forma de hacerlo es que sea profesional", explicó Irene Lozano, presidenta del Consejo Superior de Deportes, el pasado día 25 del mes de septiembre. El mundo del fútbol femenino festejó la decisión y las preguntas sobre cómo se llevaría a cabo todo ese proceso comenzaron.

Según han trasladado en diversas ocasiones fuentes del CSD a EL ESPAÑOL, crear una competición profesional de fútbol femenino era una de las grandes apuestas de Irene Lozano como presidenta del CSD. Una medida que reclamaba la sociedad y que iban a acometer tarde o temprano. Y, por ello, se quería hacer sin prisas y con el máximo consenso posible. En estas últimas semanas, de hecho, toda la atención estaba puesta en los primeros pasos para su creación.

Ahora, según ha podido saber EL ESPAÑOL, el Consejo Superior de Deportes ha elaborado un cuestionario enviado a todas las partes implicadas para conocer sus impresiones sobre cómo debe ser la nueva liga de fútbol profesional femenina. El documento, al que también ha podido acceder este periódico en exclusiva, aborda asuntos como el formato de la competición, las exigencias económicas que se deben cumplir, aspectos relacionados con la situación laboral de las jugadoras e incluso dónde se debería situar la sede de la nueva asociación.

Los pasos que se tienen que dar son numerosos. Y de ahí que el documento sea tan extenso con hasta 73 preguntas y varios bloques: aspectos de índole legal, económico, control económico, regulación laboral y estructura organizativa.

Las jugadoras del FC Barcelona celebran el primer gol en un Clásico femenino, de Patri Guijarro

Las jugadoras del FC Barcelona celebran el primer gol en un Clásico femenino, de Patri Guijarro EFE

El documento tiene que ser respondido antes del 15 de enero, cuando se espera que empiecen a producirse reuniones entre patronal, sindicatos y demás estamentos involucrados, entre ellos la RFEF. Además, se pide que las respuestas sean "lo más honestas y directas posibles" y ha sido enviado a todos los clubes de la Liga Iberdrola, algunos de Reto Iberdrola, y a varios públicos objetivos del ecosistema del fútbol femenino". El consenso es el principal objetivo de este movimiento, aunque la extensión del documento y la variedad de temáticas ha sorprendido.

Formato y obligaciones

Una de las grandes dudas de la nueva liga femenina será su formato. El actual es de liga regular. Sin embargo, en la Liga Reto, la segunda división del femenino, esta temporada se ha modificado a un formato por grupos ante el número de equipos que la disputan. Un cambio que, de hecho, no gustó a gran parte de los clubes y que fue rechazado, aunque sin respuesta alguna por la Federación.

El documento al que ha accedido EL ESPAÑOL comienza preguntando por "aspectos de índole legal" en el primer bloque. El CSD pregunta por qué se debe crear una competición profesional femenina y cuántos clubes deberían formarla. Además, pide saber cuál sería "el formato idóneo", cómo debería ser el procedimiento de inscripción o "cuál sería el tiempo necesario para implementar la nueva competición".

En el mismo apartado de índole legal se pide saber cuál debería ser el aspecto fundamental para el desarrollo de la liga, la ciudad donde debería tener sede la competición y algunos aspectos de fiscalidad que se deberían contemplar. Igualmente, el CSD también quiere saber opiniones sobre las infraestructuras como los estadios, la propiedad de estos o el tipo de césped que debería existir. También sobre el uso del VAR, la existencia de vestuarios exclusivos o no para las deportistas profesionales o la existencia de zonas de recuperación en el estadio.

Siguiendo en el camino de la índole legal, se aborda el asunto de los derechos audiovisuales, donde se pide opinión sobre la cesión al organizador para una comercialización "centralizada y mancomunada". Este aspecto, debido a que actualmente es la RFEF la que organiza la competición, ha generado notables pugnas entre la institución de Luis Rubiales y los clubes.

El CSD, consciente de que los clubes que se inscriban tienen que convertirse en SAD, pregunta sobre el capital mínimo, el plazo de tiempo exigido y otras medidas económicas que tendrían que cumplir las entidades participantes. En otros bloques como el de la estructura organizativa pide conocer la opinión sobre externalizar ciertos servicios y el desarrollo de cantera o digitalización. Y en el de control económico hasta por el presupuesto mínimo de cada club o la limitación de gasto.

Luis Rubiales saludando durante la Asamblea de la RFEF

Luis Rubiales saludando durante la Asamblea de la RFEF RFEF

Convenio y RFEF

El fútbol femenino firmó un histórico convenio colectivo y el BOE lo incluyó el pasado mes de agostos. Salario mínimo, parcialidad, vacaciones y embarazo fueron algunas de las claves de acuerdo final. Y, en este documento del CSD al que ha accedido EL ESPAÑOL, se pregunta a todas las partes si creen conveniente firmar un nuevo convenio para empezar la liga de fútbol profesional femenina. Además, se pregunta si sería necesaria la "eliminación" de la parcialidad, una de las líneas rojas de los sindicatos en la pasada negociación del Convenio o cuál debería ser el salario mínimo, que actualmente se sitúa en 16.000 euros.

Otro de los apartados más importantes, dado que la RFEF también ha recibido el documento, es el que pregunta acerca del convenio de coordinación con la Federación. Sin embargo, las preguntas del cuestionario no son nada concretas y simplemente se pide citar condiciones esenciales para tener en cuenta en el contrato de licencia con la Federación, otras en relación al convenio de coordinación y otras consideradas una aportación "adicional" al convenio de coordinación con la Federación.

[Más información: La RFEF pone en peligro a Unionistas y obliga a viajar por carreteras heladas: "Se podía haber evitado"]


Etiquetas:  #El #CSD #sondea #al #sector #del #fútbol #femenino #para #crear #la #liga #del #formato #a #las #relaciones #con #la #RFEF

COMENTARIOS