El Gobierno impone un periodo de tres a seis años sin cometer delito grave para que los indultos no se desactiven
19:57
22 Junio 2021

El Gobierno impone un periodo de tres a seis años sin cometer delito grave para que los indultos no se desactiven

Esa ''condicionalidad'' es uno de los motivos que aduce el Ejecutivo para estimar que no reincidirán

Los indultos vienen con "una condicionalidad". Durante unos años, sobre los beneficiados penderá el aviso de que, si cometen otro delito, la medida de gracia se desactiva y vuelven a tener que cumplir la pena que se les acaba de perdonar, además de la del nuevo delito.

Según han precisado fuentes del Gobierno, los reales decretos fijarán un periodo de entre tres y seis años en los que el indultado no deberá cometer un delito que sea grave (es decir, con pena superior a cinco años de prisión, o de inhabilitación absoluta, entre otras posibles) y doloso (es decir, cometido de forma voluntaria no por imprudencia). Se trata de una cláusula que se incluye en todos los indultos y que en este caso vigilará el Supremo por ser el tribunal sentenciador.

Ese periodo, según las mismas fuentes, se ha fijado de forma individualizada para cada indultado, teniendo en cuenta criterios como la pena impuesta, la ya cumplida y su "contumacia" en la defensa de la vía unilateral tras la sentencia del Supremo.

El máximo de seis años se le ha aplicado al ex vicepresident Oriol Junqueras, así como a los ex consellers Joaquim Forn, Josep Rull y Jordi Turull. A Raül Romeva y a la expresidenta el Parlament Carme Forcadell se les marca un periodo de cuatro años. El más bajo, de tres años, es para Dolors Bassa.

Inhabilitados

Fuera ya de quienes estaban en el Govern o al frente del Parlament durante el referéndum del 1-O, a los Jordis se les imponen cinco años. Al presidente de Òmnium, Jordi Cuixart, y al ex presidente de la ANC -hoy secretario general de Junts- Jordi Sánchez se les impusieron penas más bajas que al resto, pero ambos han persistido en la vía unilateral en sus declaraciones públicas.

Fuentes del Gobierno creen que esta medida supone un obstáculo a la posibilidad de que los indultados vuelvan a delinquir. Otra es que se mantienen las penas de inhabilitación que impuso el Supremo. Es decir, que siguen sin poder acceder a ningún cargo público durante el tiempo que se les impuso de prisión. "La inhabilitación no se toca", insisten fuentes que han trabajado en los indultos.

Un tercer motivo esgrimido desde el ámbito del Gobierno para reforzar la tesis de que no reincidirán es que "el Código penal sigue vigente". Por tanto, un nuevo intento de emprender la vía unilateral chocaría otra vez con la ley. Las fuentes del Gobierno no han introducido en la ecuación su intención de revisar a la baja el delito de sedición.


Etiquetas:  #El #Gobierno #impone #un #periodo #de #tres #a #seis #años #sin #cometer #delito #grave #para #que #los #indultos #no #se #desactiven

COMENTARIOS