Francia, la 'selección NBA' que separa a España del oro: del poderío de Gobert al talento de Fournier
01:28
18 Septiembre 2022

Francia, la 'selección NBA' que separa a España del oro: del poderío de Gobert al talento de Fournier

Los de Scariolo están a un solo paso de sumar su cuarto Eurobasket, pero enfrente tendrá a una de las plantillas más completas del campeonato. 

Francia llegó al Eurobasket 2022 como uno de los equipos más potentes que jamás habían pisado un torneo de esta magnitud en el baloncesto moderno. La mayoría de analistas daban al combinado galo como la gran favorita antes de arrancar la competición incluso por encima de la vigente campeona, la Eslovenia de Doncic, de la Grecia de Antetokounmpo o de la Serbia de Nikola Jokic

Ahora, todas ellas son historia y Francia ha conseguido abrirse camino hasta la final siendo capaz de mostrarse como una selección camaleónica. El equipo de Vincent Collet es el mismo que estuvo hundido ante Turquía e Italia, más cerca de irse para casa que de tener una mínima opción de salvarse, que el que arrolló a la Polonia de Ponitka con la mayor exhibición que se recuerda en unas semifinales de un Europeo, al menos en cuanto a marcador se refiere

Los galos se han convertido en el último escollo que tendrá la España de Scariolo para llevarse el cuarto Eurobasket de su historia. La medalla de oro está cerca, pero delante estará el rival más difícil al que se ha enfrentado este equipo. La reivindicación que ha hecho la Selección no tiene parangón alguno, pero cierto es también que ni Lituania, ni Finlandia o ni Alemania se pueden comparar con esta Francia. 

[Alberto Díaz y el éxito inesperado: de descarte a ser la pieza clave de Scariolo en el Eurobasket]

Se podría decir que el equipo de Collet orbita en torno a sus dos grandes estrellas, Rudy Gobert y Evan Fournier. Sin embargo, es mucho más que eso. Es un equipo que bien podría estar compitiendo en la NBA, no solo porque muchos jugadores procedan de la mejor liga del mundo, sino porque ha sido capaz de juntar a una de las mejores generaciones de las últimas décadas con nombres que son referencia en Europa como Guerschon Yabusele, líder del Real Madrid de Baloncesto

Yabusele celebra el pase de Francia a la final del Eurobasket

Yabusele celebra el pase de Francia a la final del Eurobasket Reuters

Un equipo de NBA

Francia tiene en plantilla para este Eurobasket 12 jugadores. Cuatro de ellos militan en la NBA. Y uno de ellos está considerado como uno de los mejores pívots del mundo. Al menos en cuanto a aspecto defensivo se refiere. Rudy Gobert es la referencia de este equipo por su talento, por su capacidad para intimidar, por sus brazos infinitos y porque con sus 2,15 de altura no le corresponde otra cosa que estar en lo más alto. 

El galo es, junto a Willy Hernangómez, claro candidato a formar la pareja interior del mejor quinteto del campeonato. Todo lo que sobrevuela la zona lleva el toque de Rudy Gobert, ya sea en ataque o en defensa. A sus 30 años, el jugador de los Minnesota Timberwolves está en el mejor momento de su carrera deportiva después de haber pasado años en la mejor liga del mundo sin conseguir afianzarse. 

Ahora, Gobert es un jugador mucho más potente, musculoso y ágil. Por eso, su cotización se ha disparado. En el Eurobasket promedia un doble-doble de 13 puntos y 10 rebotes. Casi nunca baja de los 20 minutos por partido. Solo lo hizo ante Polonia cuando todo estaba resuelto al término de la primera mitad. Está cuajando un buen Eurobasket en cuanto a niveles ofensivos con tres partidos rozando los 20 puntos. Sin embargo, su talón de Aquiles son los porcentajes de acierto. Para ser un jugador que juega muy cerca del aro y generalmente con mucha ventaja, falla más de lo que debería. 

[Lorenzo de España: Brown, el líder que llegó al Eurobasket por vía exprés y conquistó un país]

Por otro lado está su dominio de las alturas. Ha logrado dobles dígitos en el aspecto reboteador en cuatro partidos y su tope está en 17. Una auténtica barbaridad. Además, es una fuente muy importante de segundas oportunidades con casi tres rebotes ofensivos por choque. A Turquía y a Bosnia les cogió hasta siete. Una auténtica sangría para los rivales y una garantía para su equipo. La defensa de Willy para potenciar sus fallos será clave en un jugador que roza los 19 créditos de valoración por encuentro. 

Las otras tres piezas llegadas desde la NBA son Evan Fournier, Luwawu-Cabarrot y Theo Maledon. New York Knicks, Atlanta Hawks y Oklahoma City Thunder respectivamente. Un anotador empedernido que depende mucho de sus rachas, pero al que no le tiembla la mano para tirarse hasta las zapatillas. Un base todoterreno capaz de hacer jugar a todo el equipo y de defender a cualquiera que se ponga delante. Y una de las jóvenes estrellas crecientes de este equipo con solo 21 años.

Fournier es la principal amenaza ofensiva de este conjunto ya que promedia más de 14 puntos por encuentro. Sin embargo, al igual que sucede con Gobert, su principal hándicap está en los malos porcentajes de tiro que está teniendo. No se ha mostrado fiable ni desde dentro ni desde fuera del perímetro, donde enchufa algo más de dos triples por partido. Para colmo, ni siquiera tiene buenos porcentajes desde el tiro libre. Aunque todo pueda ser que en la final tenga su día de gloria. 

Evan Fournier se lamenta tras un fallo

Evan Fournier se lamenta tras un fallo Reuters

El sello del Real Madrid

Esta Francia no solo se nutre del talento que llega desde la NBA. Otra de sus principales fuentes es, curiosamente, un equipo español como el Real Madrid. Son tres los jugadores que han pasado por las filas del equipo blanco esta temporada y que han ayudado a ganar el título de la Liga Endesa. Uno de ellos no continuará, Thomas Heurtel. Los otros dos están llamados a ser referentes, Guerschon Yabusele y Vincent Poirier

[La España de Lorenzo Brown tumba a Alemania y jugará ante Francia la final del Eurobasket]

El díscolo base francés se ha mostrado en el Eurobasket como durante toda su carrera, un retrato perfecto del Guadiana. Aparece y desaparece. Cuando no está, que no le busquen porque no va a ser capaz de producir. Pero cuando está inspirado es capaz de romper cualquier partido. Y esas diferentes versiones de sí mismo es capaz de mostrarlas en un mismo partido. O incluso en un mismo cuarto. Puede tirarse todos los balones que le llegan sin acierto o de hacer jugar a esta constelación de estrellas como los ángeles. 

Hasta el momento promedia casi 10 puntos y 7 asistencias por partido. Números bastante notables. Su explosión la tuvo en el duelo de cuartos de final contra Italia donde en una espectacular prórroga desarmó a la selección de Gianmarco Pozzeco. Se fue hasta los 20 puntos y 8 asistencias con cuatro triples. Desde el tiro exterior es desde donde más fiable se está mostrando con casi el 50% de sus tiros anotados. 

Heurtel es el talento y Yabusele es la constancia y la exuberancia física. Es un tren. Un ciclón capaz de pasar por encima a todo el que se pone por delante. Ahora sigue en Europa, pero lo más probable es que las próximas competiciones que juegue con Francia, el Mundial de 2023 y los Juegos Olímpicos de París de 2024, las dispute llegando desde la NBA. 

El ala-pívot del Real Madrid, a pesar de sus 2,04 de altura, se ha convertido en un elemento capaz de romper ataques y defensas. Tiene buena mano desde fuera, una fuerza descomunal para penetrar y sacar tiros adicionales y también es experto a la hora de cargar el rebote. Cuando se pone en el poste tampoco hay quien le mueva porque absorbe todos los contactos y los hace suyos. Y con Francia ha ido creciendo según han ido pasando los partidos. Promedia 15 puntos y 4 rebotes por encuentro y lo está bordando en el lanzamiento, con un 57% de acierto en tiros de dos y un 52% desde el triple. Su mejor partido llegó ante Polonia en las semifinales con 22 puntos en 23 minutos. 

[El discurso de Rudy tras el pase a la final: "Este puto orgullo lo voy a recordar toda mi puta vida"]

Cierra la terna de madridistas Vincent Poirier. El pívot del Real Madrid tiene en Francia una situación parecida a la que vive en el vestuario blanco. Si allí tiene a Tavares, aquí tiene a Gobert. Dos torres que tapan su trabajo sucio, el cual no brilla, pero es clave. Sus combinaciones en la pintura para habilitar al de los Wolves son fundamentales. Además, ha formado también muy buena sociedad con el otro pívot del equipo, Fall. Entre los tres, tienen un juego interior que asusta. Poirier es otro de esos elementos que puede decantar un partido sin que nadie se dé cuenta y en el momento menos esperado. 

Poirier celebra una canasta con Fall ante Polonia

Poirier celebra una canasta con Fall ante Polonia Reuters

La mano de Collet

Vincent Collet es uno de los grandes clásicos del baloncesto francés. En su honor tiene ser el seleccionador más laureado de la historia del país gracias a las seis medallas que ha conseguido durante su etapa en el banquillo. Al igual que Scariolo, también compagina el equipo nacional con su trabajo durante la temporada. En su caso en el Metropolitans 92

Lleva en la selección francesa desde el año 2009 y guarda una relación curiosa con el entrenador de España. Collet ya hizo historia con Francia al guiarla hasta el oro en el Eurobasket en 2013, el único que han ganado hasta la fecha en un torneo que se disputó en Liubliana. Justo antes y justo después de aquel éxito, Scariolo llevó a España hacia dos oros. Y en aquella edición de 2013, hacia el bronce, dentro de esa racha inmaculada de presencias entre los cuatro mejores que se mantiene desde 1999.

Ahora, una Francia histórica, que acumula nueve medallas en Eurobasket por las 13 que tiene España, busca su segundo título con una generación realmente potente. En 2015 fueron bronce continental, en 2019 bronce mundial, en 2021 plata olímpica y ahora, en 2022, vuelven a estar en una final soñando con tocar ese ansiado oro. 

La mano de Collet se ha notado en la progresión brillante de este equipo, pero también en la composición de su lista. En la apuesta por Albicy en el puesto de base, que llegó tras superar una lesión de rodilla, en el físico que imprimen complementos de altura como Okobo o M'Baye y en el gusto que le da al juego un talento como el de Tarpey. Así es esta Francia que se pone en el camino de España en la última batalla por este apasionante Eurobasket. 

Baloncesto Deportes Eurobasket Francia Selección Española de Baloncesto

Etiquetas:  #Francia #la #selección #NBA #que #separa #a #España #del #oro #del #poderío #de #Gobert #al #talento #de #Fournier

COMENTARIOS