Gerard Piqué, presidente del Barça: 4 años hasta las elecciones y la sombra de poder comprar el club
02:16
5 Noviembre 2022

Gerard Piqué, presidente del Barça: 4 años hasta las elecciones y la sombra de poder comprar el club

El central ya ha dejado plasmada en varias ocasiones su intención de ser el máximo mandatario del club y podría recrear la compra realizada con el FC Andorra.

El adiós de Gerard Piqué pilló por sorpresa a todos. Prácticamente nadie se esperaba un adiós tan precipitado y más cuando todavía falta más de la mitad de la temporada por jugarse, una decisión difícil de entender. Eso sí, el todavía central del Barça es de los que no deja nada al azar.

A lo largo de su carrera futbolística y fuera de ella, Piqué se ha mostrado como una persona con un plan trazado. El jugador siempre ha seguido una hoja de ruta y su decisión de colgar las botas no lo es menos. El vídeo mostrado para decir adiós al fútbol demostró que no era una decisión fruto de la flor de un día.

El defensor, sin embargo, sí que dejó un pequeño gran detalle en la grabación. En realidad fueron dos: un mensaje y una mirada. "Volveré" fue la manera elegida para terminar el vídeo y acto seguido dirigió sus ojos al palco. Una completa declaración de intenciones del futbolista del Barça.

Gerard Piqué en el banquillo del Santiago Bernabéu

Gerard Piqué en el banquillo del Santiago Bernabéu Reuters

Mucho se ha especulado con su regreso al conjunto culé en un futuro y no de cualquier manera. La faceta empresarial de Piqué siempre ha estado presente y le ha acompañado durante gran parte de su carrera deportiva. Junto a ella, una gran ambición ha caracterizado a su persona. Una mezcla perfecta que le haría llegar a la presidencia del FC Barcelona mucho más pronto que tarde.

También planea la opción de poder comprar el club, aunque para eso debería de producirse una hecatombe en el conjunto de la Ciudad Condal. Eso sí, los problemas económicos a los que en los que se ha visto afectado en las últimas temporadas tampoco descartarían esa opción, aunque sí que es altamente probable. En esto del fútbol, cualquier cosa puede ocurrir y de un momento a otro dar un giro radical de los acontecimientos. 

[La presión de Laporta con su sueldo, la confianza de Xavi... los motivos de Piqué para retirarse del fútbol]

Opción de la presidencia

Gerard Piqué nunca ha escondido sus intenciones de realizar grandes cosas en el equipo de sus amores, el Fútbol Club Barcelona. Como buen hombre negocios y con un espíritu implacable para afrontar distintas operaciones lejos del mundo del balón, siempre ha dejado claro sus ganas de ejercer el papel que Joan Laporta tiene ahora en la entidad.

"Tarde o temprano, volveré...", eran sus últimas palabras en el emotivo vídeo donde anunciaba su retirada. Poco más se puede añadir a ello una vez ha decidido dar un paso a un lado. Además, él siempre se ha mostrado proactivo al hablar de esa futura posibilidad. Nunca lo ha escondido.

Anteriormente, Piqué ya mostró sus ganas de saltar a la directiva en varias ocasiones. Como auténtico fanático del equipo de sus amores, siempre le ha encandilado esa posición de poder. En 2020 ya dejó la puerta completamente a estar en unas elecciones, llegando a mostrar su frustración por no poder estar en las que Laporta salió vencedor. 

"En las elecciones que vienen ahora no puedo pero nunca se sabe en un futuro. Soy muy, muy culé y me gustaría ayudar al club de mis amores y poder hacerlo de la mejor manera. Y esto sería estando muy bien preparado para hacer la función de presidente", declaró en octubre de 2020, antes de que Bartomeu saliese del Barça tras su nefasta gestión.

Gerard Piqué, observan do el palco en su vídeo de despedida.

Gerard Piqué, observan do el palco en su vídeo de despedida.

Y ahí es donde aparece el próximo mandato. Piqué, ya fuera completamente de la estructura culé como futbolista, podría intentar el asalto a lo más alto del Barcelona. En cuatro años, termina el periodo de Laporta. Habrá que ver si el actual presidente culé mantiene su posición en unas reelecciones, aunque la figura del dueño de Kosmos sería tremendamente aplaudida por la masa social de club.

Eso sí, Gerard no se presentará por presentarse. Él dejó claro que para llegar hasta ahí tiene que haber una preparación específica para ello, sin dejar nada al azar como le gusta. "Lo haré si algún día, de verdad, veo que puedo aportar cosas a mi club, cosas que le ayuden, pero si no es así no me presentaría. Ahora mismo es una ilusión que siempre he tenido pero no sé si se va a realizar en un futuro. Veremos", explicó también en 2020.

[La nueva vida de Gerard Piqué sin el fútbol: la Copa Davis, KOI y los eSports y el divorcio con Shakira]

Eso sí, durante la etapa de Josep Maria Bartomeu, la prensa catalana ya le señalaba como un presidente en la sombra. Gracias a su olfato para los negocios, el también empresario fue capaz de llegar a un acuerdo con Rakuten para el patrocinio en la camiseta azulgrana. Además, también mostró su manera de actuar si en algún momento llega a ese puesto. "Haría un club más moderno. Yo cambiaría muchas cosas. Mandaría a todo el entorno a tomar por culo, que son tóxicos, a tomar por culo. Y el que se sienta señalado como entorno, a tomar por culo".

Otras figuras como Javier Tebas también le ven ya como su futuro máximo mandatario culé. "Será presidente del Barça, sin duda. Tiene tres condiciones para ello: lleva 25 años en el club, conoce el lado del fútbol desde el lado del jugador y conocer la industria del deporte desde el lado del empresario", fueron las palabras del representante de La Liga tras conocer su retirada.

Comprar el club

La personalidad de Gerard Piqué le hace ser una persona a la que le gusta invertir dinero. Y qué mejor forma que hacerlo en el equipo de tus amores. Sería una oportunidad de lujo para transformar una entidad maltrecha económicamente, hablando de este momento, en un transatlántico.

La ambición del próximamente exfutbolista, a partir de este sábado tras el partido contra el Almería lo será, ya le ha llevado a inmiscuirse en este mercado. Y no le ha ido nada mal hasta el momento. Es el dueño del FC Andorra. Su equipo actualmente está en Segunda División realizando un papel muy notable.

Gerard Piqué, con la camiseta del Andorra

Gerard Piqué, con la camiseta del Andorra EFE

Si ya lo ha hecho una vez, no es nada descabellado que lo intente en una segunda ocasión. Su modelo de gestión ha llevado al conjunto andorrano a alcanzar los mejores registros de su historia, algo que podría tratar de replicar en el conjunto culé. Una maniobra a la que señalan muchos.

Sin embargo, no es nada fácil que pueda acceder a una compra de manera sencilla. El Barça, al igual que Real Madrid o Athletic Club son los únicos clubes de Primera División que pertenecen a sus socios. Para ello, tendría que darse una debacle económica o cambiar las normas, ya que si ahora mismo lo intentase le sería imposible conseguirlo.

[El Andorra de Gerard Piqué consigue su preciado ascenso: una llegada a la élite bajo polémicas]

Eso sí, lo que está fuera de toda duda es la actitud de Piqué para un futuro a medio plazo. La presidencia es uno de sus objetivos y, mucho más pronto que tarde, la rondará. Todo un hombre de negocios como él no dejará de estar ligado al equipo de sus amores y esa es la mejor manera de hacerlo. La pregunta es cuándo y cómo lo conseguirá. 

FC Barcelona Fútbol Gerard Piqué Joan Laporta i Estruch

Etiquetas:  #Gerard #Piqué #presidente #del #Barça #4 #años #hasta #las #elecciones #y #la #sombra #de #poder #comprar #el #club

COMENTARIOS