Juan Cala, el trotamundos que denunció la ética de Aritz Aduriz, bajo la sombra del racismo
13:48
5 Abril 2021

Juan Cala, el trotamundos que denunció la ética de Aritz Aduriz, bajo la sombra del racismo

El defensa del Cádiz guarda un silencio estratégico sobre las acusaciones de haber insultado a Diakhaby recogidas en el acta.

El bochorno del racismo Del Ku Klux Klan de Wilfred al órdago de Eto'o y el plátano de Alves 2-1 en el Carranza El Valencia se va del campo por un insulto a Diakhaby Mouctar Diakhaby El defensa que llora por sus errores

"Si la has cagado, ni te justifiques, ni prometas que no volverá a suceder. Pide perdón mirando a los ojos. Toca aprender, callar y trabajar". No, no son palabras de Juan Cala tras la denuncia de Mouctar Diakhaby de haberle llamado "negro de mierda". Las escribió en su cuenta de Twitter el pasado 16 de febrero tras la contundente derrota 0-4 ante el Athletic en el Carranza. El sevillano seguirá guardando un silencio estratégico hasta el martes, cuando se confirme si hay o no imágenes o sonido del insulto racista que denunció el defensa del Valencia y se pronuncie el Departamento de Integridad de la Federación Española.

"Estoy muy tranquilo, no me voy a esconder. Mañana hablaré. Parece que en este país no hay presunción de inocencia", se ha limitado a adelantar en Gol y Cuatro a su llegada a las instalaciones del Cádiz. En otras ocasiones en que se sintió perjudicado no esperó tanto para dar su versión.

Cala ya estuvo en el ojo del huracán en enero de 2016, cdel Getafe por un rifirrafe con Carlos Gurpegui y Aritz Aduriz que le mandó al vestuario. Entonces lanzó un comunicado puntualizando su código ético. "Ahora que está de moda esto de los Códigos de futbolistas varias cosas: Primero, no decir fuera del campo lo que se habla dentro y eso no lo voy a saltar, y no voy a decir todo lo que me han dicho tanto Gurpegui como Aduriz, es tan feo que no lo diré, hay límites que no se sobrepasan", escribió.

"No se puede provocar constantemente"

"Segundo, como compañero de profesión y por el bien del fútbol no se puede provocar constantemente durante 90 minutos corriendo cerca tuya y, por ponerle la mano en el pecho, fingir Aduriz que ha sido agredido para buscar la expulsión", añadió.

"Tercero, el fútbol es un juego de contacto. Hoy se consideraba que el señor Aduriz ha ganado en el otro fútbol y ha sido listo por fingir... ¡Eso es lo triste de todo esto!", escribió antes de darle la enhorabuena al Athletic por la victoria y lanzarle un dardo a Aduriz: "Es un grandísimo jugador, aunque hoy no haya metido gol".

Ambos jugadores se volvieron a encontrar en 2018 y volvieron a saltar chispas. Las cámaras captaron al delantero del Athletic pidiéndole que tecleara después todo lo ocurrido.

El incidente entre Cala y Aduriz, en enero de 2016.El incidente entre Cala y Aduriz, en enero de 2016.MARCA

A sus 31 años, Juan Torres Ruiz, Cala, es un trotamundos que llegó al Cádiz hace dos temporadas tras concluir su contrato en Las Palmas. Él mismo contó la indiferencia que notó en Álvaro Cervera cuando se incorporó al vestuario. "Otro central, me dijo. Y al día siguiente ni me saludó. Le dije a mi padre que iba a jugar menos que el portero suplente de 'Oliver y Benji'", explicaba en una entrevista al club.

En la plantilla se ha reencontrado con Álvaro Negredo, con quien ya había compartido vestuario en el Sevilla, donde se formó en categorías inferiores. Jugó cedido en el Cartagena y el AEK, para después ser traspasado al Cardiff City, donde apenas completó una temporada. En el mercado de invierno de 2015 volvió al Granada y de allí dio el salto al Getafe, el equipo con quien más continuidad tuvo en Primera. Contundente y resolutivo, José Bordalás le dio muchos minutos en las dos temporadas y media que estuvo a sus órdenes. En enero de 2018, fue traspasado por 1,5 millones al Jianye chino, donde apenas duró seis meses antes de incorporarse a Las Palmas.

Insultos de la grada al césped

Cala se ha convertido en el primer jugador de LaLiga en recibir acusaciones de racismo por un compañero. Hasta el momento, las investigaciones abiertas, tanto por los comités de la Federación como por los juzgados, se referían a conductas racistas de aficionados en la grada, no dentro del propio terreno de juego.

El precedente más cercano de racismo entre futbolistas quedó sin sanción en la Ligue 1. El pasado septiembre, durante un PSG-Marsella, Neymar acusó a Álvaro de haberle llamado "mono" y el brasileño, de dirigirse a Hiroki Sakai como "chino de mierda".

Neymar se enfrentaba a 20 partidos de sanción por "homofobia y racismo" y Álvaro a 10 por insultos racistas. Ninguno fue sancionado ante la la falta de evidencias en las imágenes. "No hay pruebas suficientes ni convincentes que permitan fijar la sanción", estimó la Comisión de Disciplina de la Liga Francesa.


Etiquetas:  #Juan #Cala #el #trotamundos #que #denunció #la #ética #de #Aritz #Aduriz #bajo #la #sombra #del #racismo

COMENTARIOS