La extinción de los cajeros automáticos: hasta 16.426 puntos han desaparecido desde 2008
01:04
30 Diciembre 2022

La extinción de los cajeros automáticos: hasta 16.426 puntos han desaparecido desde 2008

La digitalización de la banca, el cierre de oficinas y la lenta decadencia del efectivo han acelerado la reducción de la red de puntos de retirada de efectivo en el país

Los cajeros automáticos empiezan a convertirse en una especie en extinción... o casi. La crisis financiera, la desaparición y concentración de entidades, la digitalización de la banca, el cierre de oficinas y la lenta decadencia del efectivo se han confabulado en los últimos años y han provocado la inexorable desaparición de los puntos en los que habitualmente se retira el dinero cash: hasta 16.426 cajeros han desaparecido desde 2008, cuando se alcanzó la cifra máxima de 61.714 repartidos por toda España.

Desde entonces, la disminución ha sido una constante hasta llegar a los 45.288 que había al cierre del tercer trimestre de este año, según los datos publicados ayer por el Banco de España. Se trata de un 5,81% menos que un año antes y un 2,66% con respecto a junio; sólo entre enero y septiembre, el número de cajeros se redujo en 1.185 unidades, situando la cifra total en su menor nivel desde el año 2000 (44.851).

El medio rural es el que más nota -y sufre- la reducción de la red, ya que muchos municipios con escasa población han perdido las sucursales y los puntos de acceso al efectivo que tenían hasta hace unos años y sus habitantes se ven obligados a desplazarse a otros lugares para paliar esa carencia.

Sea en campo o sea en ciudad, otra realidad que constata el Banco de España es que las retiradas de efectivo son cada vez menos numerosas y menos cuantiosas. El número de operaciones de este tipo ha pasado de los 899 millones del año 2002 a los 497 millones de transacciones acumuladas hasta septiembre de 2022; esta última cifra es menos de la mitad del máximo de 1.018 millones de operaciones que se anotaron en 2008. En cuanto a las cantidades retiradas, entre enero y septiembre el montante asciende a 87.138 millones de euros.

La disminución va en consonancia con otra tendencia que el propio Banco de España constataba unos días atrás: la reducción en el uso del efectivo como forma de pago comercial y entre particulares, en beneficio de otras alternativas como los pagos digitales (Bizum, por ejemplo) y las tarjetas de crédito y débito. Según el informe Uso del efectivo y de otros medios de pago: ¿cómo está cambiando la forma en que pagamos? elaborado por el supervisor, los pagos en efectivo representan un 71% de la cuota total, pero han perdido 20 puntos porcentuales respecto a 2019. En términos de valor, los pagos en efectivo suponen un 55%, frente al 74% de 2019.

Por otra parte, el mismo estudio señala que el segundo medio de pago más utilizado es la tarjeta bancaria, que interviene en el 28% de las compras (13 puntos más que en 2019). En este sentido, los datos publicados ayer por el Banco de España reiteran que los pagos con tarjeta continúan en ascenso, especialmente tras el estallido de la pandemia de coronavirus, y que aumentaron tanto en número de operaciones (+17,76%) como en importe (15,35%), situándose en ambos casos en máximos históricos. Sin embargo, ambos indicadores se moderaron en septiembre frente al segundo trimestre, cuando registraron aumentos por encima del 20%.

El parque de TPVs creció un 8,23% en el tercer trimestre, hasta alcanzar los 2,36 millones de terminales, al tiempo que se elevó un 0,59% el número de tarjetas en circulación, hasta 88,14 millones, impulsado por el aumento de las tarjetas de crédito (+6,72%), que compensaron la caída en un 4,2% de las tarjetas de débito.


Etiquetas:  #La #extinción #de #los #cajeros #automáticos #hasta #16426 #puntos #han #desaparecido #desde #2008

COMENTARIOS