La junta birmana ordena el bloqueo de Facebook para aplacar las protestas
19:45
4 Febrero 2021

La junta birmana ordena el bloqueo de Facebook para aplacar las protestas

La asonada militar ha generado un incipiente movimiento de desobediencia civil al que se ha unido personal sanitario

Sindicatos, médicos, funcionarios, profesores y hasta algunos trabajadores de compañías controladas por el Ejército. Cada día que pasa, la oposición al gobierno castrense que se impuso en Birmania con un golpe de Estado el pasado lunes suma nuevos adeptos. Por eso, en nombre de la estabilidad, los uniformados obligaron ayer a las compañías de telecomunicaciones a bloquear el acceso a Facebook, una red social que es para muchos la única vía de acceso a internet.

Ver también


Internacional.Los golpistas presentan cargos contra “La Dama” tras hallar “walkie talkies” en su casa

La junta birmana decidió cortar por lo sano y evitar que a causa de esa plataforma aumente la desobediencia civil a un golpe de Estado que acabó de un plumazo con el proceso democrático en el que se encontraba inmerso en país desde hace una década. Estamos “preocupados” por aquellos que “amenazan la estabilidad, difunden bulos y desinformación y provocan malentendidos entre la gente por Facebook”, se escudaron en un documento.

Apagón informativo

Lo cierto es que era de esperar que entre las prioridades de los uniformados estuviera el control de la información. De hecho, el lunes por la mañana el país ya amaneció con diversos cortes tanto en redes de telefonía como de televisión, algunos de los cuales todavía no se han restaurado. Aquel día, mientras esto sucedía, los militares aprovecharon para detener a la líder del país, Aung San Suu Kyi, y el presidente, Win Myint, amén de una larga lista de políticos regionales y líderes civiles.

Un día más tarde, advertían contra la divulgación de “rumores” en internet y ayer, tras comprobar cómo la recién creada página Movimiento para la Desobediencia Civil sumaba 200.000 seguidores en tan solo un día, suspendieron hasta el 7 de febrero el uso de esta red social a la que los birmanos podían acceder sin necesidad de usar los datos. De hecho, de los 54 millones de habitantes que tiene el país, 22 millones la usan con el fin de estar en contacto con familiares y amigos o para estar informados.

“Si bien la orden tiene base jurídica en la legislación de Birmania, no creemos que la solicitud se base en la necesidad y la proporcionalidad, de conformidad con el derecho internacional de los derechos humanos”, protestaron desde la compañía de telecomunicaciones Telenor, que ratificó el bloqueo. También el portal NetBlocks confirmó que tanto Facebook como Instagram, Whatsapp o Messenger habían sido restringidas por la operadora de propiedad pública y controlada por el gobierno MPT.

Una cacerolada contra la toma del poder de la Junta Militar y la detención de Suu Kyi en Yangon, BirmaniaFoto: NYEIN CHAN NAINGEFE

Caceroladas y pitadas contra el golpe

Mientras, en las calles de las principales ciudades del país, se repetían las caceroladas y pitadas nocturnas como señal de protesta, aunque no se han registrado tantos actos como cabía esperar. Quizás porque la nación asiática guarda en la memoria la huella de los cincuenta años de unos gobiernos militares expertos en el uso de la violencia para reprimir a sus ciudadanos.

Aún así, a lo largo y ancho del país, tuvieron lugar algunos actos de desobediencia civil como la negativa de los sanitarios a trabajar bajo las órdenes de los uniformados, a quienes se han sumado ahora algunos docentes, o una protesta en Mandalay a la que, según Reuters, asistieron una veintena de personas y que se saldó con tres detenidos.

Con este escenario, los ojos de la comunidad internacional están puestos en cuáles serán los próximos pasos que tome la junta. Sobre todo, después de que el miércoles presentaran cargos contra Suu Kyi por violar supuestamente la ley de importación y exportación, un delito que le podría acarrear tres años de cárcel. “Si pudiéramos acusarla de algo, es de haber estado demasiado cerca de los militares, de haberlos protegido demasiado”, apostilló el secretario general de la ONU, Antonio Guterres.

Represión militar contra las minorías

Sus palabras hacían referencia a la postura que la Premio Nobel adoptó en la represión contra los Rohinyá, cuando defendió la violenta actuación de los uniformados y la represión que ejercieron contra esta minoría musulmana a la que echaron del país. Precisamente entonces, la famosa red social jugó a favor del Ejército, ya que permitió la circulación de numerosas noticias falsas y discursos de odio que buena parte de la población de mayoría budista compartió.

Guterres también instó al resto de países a seguir presionando para lograr el “fracaso” de un golpe que los militares justifican ante la inacción del gobierno de Suu Kyi ante el supuesto fraude electoral que hubo según los uniformados en los comicios del pasado mes de noviembre. Curiosamente entonces, el partido de “La Dama”, la Liga Nacional por la Democracia, obtuvo una victoria aplastante frente al partido afín al Ejército.


Etiquetas:  #La #junta #birmana #ordena #el #bloqueo #de #Facebook #para #aplacar #las #protestas

COMENTARIOS