La no falta de la discordia que dejó sin opciones al Real Madrid: ''Deberíamos haberla hecho''
15:22
22 Mayo 2022

La no falta de la discordia que dejó sin opciones al Real Madrid: ''Deberíamos haberla hecho''

Pablo Laso admite su error en la jugada decisiva en la que el Efes agotó la posesión y el Madrid no tuvo tiempo de respuesta. Récord de triples fallados en una final

Crónica La resurrección del Real Madrid muere en la orilla Opinión La voluntad no basta

El pataleo inconsolable de Sergio Llull tras el bocinazo final tenía razón de ser: la no falta de la discordia. Porque en el abismo hubo extrañeza por el arriesgado camino que tomó el Real Madrid y que finalmente resultó su condena. El manual indicaba que la opción menos mala era llevar a Micic al tiro libre con 17,3 segundos por jugar. Opción de fallo, de triple después, quién sabe... Más abanico que en esos tres segundos de desfase en los que no podía suceder nada.

Nadie tardó en asumir el error, una evidencia. Pablo Laso entonó el mea culpa, sin ambages: "Deberíamos haber hecho falta. Ahora es fácil pensar que deberíamos haberla hecho, pero pensé que con más de tres segundos podíamos defender y tener la última posesión". Pocas veces una final se decidió por una inacción.

"Todo el mundo me está preguntando por la última posesión, pero tú no pierdes o ganas un partido en la última, es antes", despejó Yabusele, el señalado. Porque el francés, que no tuvo su mejor noche (entre él, Abalde y Causeur, cero de 16 en triples), fue quien cometió las dos seguidas sobre Micic cuando restaban 44 segundos y el Madrid no había entrado en bonus. Y quizá la segunda se la pudo ahorrar.

"No tengo nada que decir sobre las últimas jugadas, prefiero verlas más tarde", despejó Adam Hanga, quien pronto reconoció el problema: "En este tipo de partidos tienes que anotar tus tiros si quieres ganar y no lo conseguimos. Es lo que es". El seis de 36 blanco (18.2%) es el récord, negativo, en una final de la Euroliga en toda su historia. Un problema, el de la falta de puntería/tiradores puros, que ha resultado mortal en los peores momentos del curso del Madrid. "Nos ha faltado mucho acierto. Hemos jugado bien durante muchos momentos del partido, pero no hemos metido. Tengo en la cabeza muchos de mis tiros y de mis compañeros", reconocía Abalde.

"No podemos reprochar nada a los chicos, lo han dejado todo, en un cara o cruz, era un equipo difícil", siguió el técnico, al que se le vuelve a escapar un título, el 22 de su era con el que igualaría a Lolo Sainz. Acarició la gloria, una renacer insólito, pero no levanta una corona considerable desde hace dos años y medio, aquella Copa de Málaga. La temporada inexplicable, la de las 17 derrotas en 28 partidos en 82 días, la de las 10 victorias consecutivas cortadas ayer de raíz, necesitan continuación ahora en los playoffs de ACB, donde no podrá contar con un Williams-Goss lesionado para los restos. "Ahora estoy jodido, obviamente. Estamos hablando de que el equipo ha trabajado mucho para llegar hasta aquí y creo que hemos hecho muchas cosas bien, pero nos ha faltado probablemente romper el partido", zanjó.


Etiquetas:  #La #no #falta #de #la #discordia #que #dejó #sin #opciones #al #Real #Madrid #Deberíamos #haberla #hecho

COMENTARIOS