La nueva estrategia de la OTAN considera ataque a su territorio el uso agresivo de la inmigración o el gas
10:57
30 Junio 2022

La nueva estrategia de la OTAN considera ataque a su territorio el uso agresivo de la inmigración o el gas

El nuevo manual de la Alianza equipara las amenazas híbridas a una invasión ''armada''

En Directo Cumbre de la OTAN de Madrid Concepto Estratégico La OTAN alerta ante la amenaza de Rusia y China y promete "defender cada centímetro del territorio aliado"

Entre «las cuestiones clave» que enumera la Alianza Atlántica en su nuevo manual hay una que ofrece a España, entre otros países, una protección adicional ante un eventual envío marroquí de inmigrantes a Ceuta como en 2021 o un hipotético corte de gas argelino. Ambas agresiones tendrían consideración de agresión militar. «Las operaciones híbridas contra los Aliados podrían alcanzar el nivel de ataque armado y podrían llevar al Consejo del Atlántico Norte a invocar el Artículo 5», se asegura en el llamado Concepto de Seguridad 2022.

Entre las amenazas híbridas incluye el uso político de los inmigrantes o el corte de energía y pueden desencadenar el artículo clave del Tratado: el de todos para uno, uno para todos.

Más noticias sobre la Cumbre de la OTAN en Madrid

La cumbre de Madrid obliga a Pedro Sánchez a duplicar el gasto militar a corto plazo

China acusa a la OTAN de buscar "la confrontación entre bloques a nivel mundial"

La OTAN viene dando esa relevancia a las amenazas híbridas desde 2016, pero no formaba parte de su Concepto de Seguridad, que es el que «define los retos de seguridad a los que se enfrenta la Alianza y expone las tareas políticas y militares que la OTAN llevará a cabo para abordarlos». Es decir, este escudo queda inscrito en su manual estratégico para los próximos 10 años.

En el documento -de 16 páginas- deja claro en su primera línea que se adopta en Madrid y establece que la OTAN debe protegerse de «actores autoritarios» que «llevan a cabo actividades maliciosas en el ciberespacio y el espacio, promueven campañas de desinformación, instrumentalizan la migración y manipulan y emplean el chantaje económico. Estos actores también están al frente de un esfuerzo deliberado por socavar las normas e instituciones multilaterales y promover modelos autoritarios de gobernanza».

La Alianza deja claro en su nuevo manual de operaciones que el enemigo es Rusia y cita con mucho más profusión esta amenaza que el flanco sur sin un mayor equilibrio entre ambos frentes como deseaba España. Un ejemplo es que Rusia aparece 14 veces en el documento y África, apenas cuatro. También se califica a Rusia de «amenaza directa», mientras que a China se le atribuye «desafiar» los intereses aliados y al Norte de África «afectar a nuestra seguridad». Pero de la redacción se desprende que España podría usar este Concepto de Seguridad para pedir ayuda de la Alianza ante un ataque de Marruecos con inmigrantes a Ceuta, como sucedió en 2021. O también contra una eventual coacción argelina con el suministro de gas, llegado el caso.

«El Norte de África se enfrenta a retos agravados», señala el documento

En el punto 27 es muy explícita la protección. «Invertiremos en nuestra capacidad de preparación, disuasión y defensa frente al uso coercitivo de tácticas políticas, económicas, energéticas, informativas y otras tácticas híbridas por parte de Estados y actores no estatales. Las operaciones híbridas contra los Aliados podrían alcanzar el nivel de ataque armado y podrían llevar al Consejo del Atlántico Norte a invocar el artículo 5 del Tratado del Atlántico Norte».

Este artículo, piedra angular de la Alianza, establece: «Las Partes acuerdan que un ataque armado contra una o más de ellas, que tenga lugar en Europa o en América del Norte, será considerado como un ataque dirigido contra todas ellas».

El ministro de Exteriores, José Manuel Albares, no tiene dudas de que la OTAN protege a Ceuta y Melilla, pese a que están fuera del perímetro del Tratado, pero la redacción del Concepto de Seguridad refuerza el escudo a la integridad territorial de los aliados. «Aunque la OTAN es una Alianza defensiva, nadie debe dudar de nuestra fuerza y determinación para defender cada centímetro del territorio aliado, preservar la soberanía y la integridad territorial de todos los Aliados e imponerse contra cualquier agresor», sentencia.

Fuentes de la Alianza subrayan el Concepto de Seguridad no puede sustituir al Tratado y que, por tanto, el caso de Ceuta y Melilla no es tan automático como otros territorios de la Alianza, pero consideran muy probable de que, en caso de que España tuviera que invocar el artículo cinco por ataque a ambas ciudades, la OTAN respondería.

La OTAN promete invertir sólo en «proveedores fiables de energía»

Aunque Rusia domina el nuevo Concepto de Seguridad hay menciones expresas al llamado flanco sur de la Alianza. El punto 11 específica que «los conflictos, la fragilidad y la inestabilidad en África y Oriente Medio afectan directamente a nuestra seguridad y a la de nuestros socios. Los vecinos al sur de la OTAN, especialmente las regiones de Oriente Medio, Norte de África y el Sahel, se enfrenta a retos de seguridad, demográficos, económicos y políticos que están interconectados. Estos se ven agravados por el impacto del cambio climático, la fragilidad de las instituciones, las emergencias sanitarias y la inseguridad alimentaria». Esta situación «abona un terreno fértil para la proliferación de grupos armados no estatales, incluidas las organizaciones terroristas». «También permite la injerencia desestabilizadora y coercitiva de competidores estratégicos», añade en alusión de Rusia o incluso China en la región.

La energía entra de lleno en el Concepto de Seguridad como un bien imprescindible que hay que proteger. «Mejoraremos nuestra seguridad energética e invertiremos en un suministro, proveedores y fuentes de energía estables y fiables».


Etiquetas:  #La #nueva #estrategia #de #la #OTAN #considera #ataque #a #su #territorio #el #uso #agresivo #de #la #inmigración #o #el #gas

COMENTARIOS