La resurrección de Data y Tapón: Ke Huy Quan, nominado al Oscar 40 años después
00:06
25 Enero 2023

La resurrección de Data y Tapón: Ke Huy Quan, nominado al Oscar 40 años después

A sus 51 años, Ke Huy Quan ha logrado una nominación al Oscar como mejor actor secundario tras protagonizar 'Indiana Jones y el templo maldito' y 'Los Goonies' y permanecer varias décadas alejado de la interpretación

Nominaciones Oscar 2023 Lista completa de nominados Premios Dónde ver las películas nominadas a los Oscar 2023 en cines, HBO, Netflix, Movistar, Disney+... Entrevista Brendan Fraser, la resurrección de un actor acosado: "Nunca me escondí"

El suyo fue uno de los discursos más emotivos de la noche de los Globos de Oro. La ovación fue cerrada. Su historia, al fin y al cabo, constituye uno de esos relatos de resurrección que emocionan tanto en Hollywood, una segunda oportunidad, un regreso inesperado a la relevancia tras décadas de destierro, y más para un personaje que siempre resultó entrañable, desde el principio, desde que Steven Spielberg le dio la oportunidad de hacerse mundialmente conocido en 1984 al lado de una leyenda como Indiana Jones.

La nominación al Oscar como mejor actor secundario del vietnamita Ke Huy Quan será, con toda probabilidad, una de las principales atracciones de la ceremonia del próximo 12 de marzo en Los Ángeles. ¿Quién no se acuerda de Data en Los Goonies o de Tapón, conduciendo con plataformas de madera en Indiana Jones y el templo maldito? Para aquel inmigrante de padres refugiados fueron sus grandes momentos de gloria en la industria, diluidos poco después por la falta de oportunidades a medida que se hacía mayor.

Para saber más

Ana de Armas, nominada a mejor actriz en los Premios Oscar 2023

Paul Mescal, el padre perdido de Aftersun, el candidato al Oscar preferido de la inmensa minoría

Quan decidió dejar la actuación y comenzó a trabajar con especialistas en la industria. Se apuntó al programa de cine de la Universidad del Sur de California (USC) y durante una década se dedicó a participar en producciones en Estados Unidos y Asia. Llegó a trabajar con Corey Yuen para coreografiar las escenas de peleasen X-Men en 2000.

Comenzaron a soplar entonces los vientos de inclusión y cambio en Hollywood, obsesionados con corregir la discriminación histórica que ha caracterizado a la industria durante décadas, y Quan vio una oportunidad, inspirado por el éxito de Crazy Rich Asians (Locamente millonarios). El actor de 51 años encontró un agente y dos semanas después consiguió el papel por el que no ha parado de recibir premios.

En Todo a la vez en todas partes, dirigida por Daniel Kwan y Daniel Scheinert, Quan hace del marido de una inmigrante china al frente de una lavandería, en una cinta de ciencia ficción frenética y vertiginosa a caballo entre la comedia y el drama que ha logrado más nominaciones que ninguna otra: 11. Competirá con Brendan Gleeson, Brian Tyree Henry, Judd Hirsch y Barry Keoghan en la categoría, el gran favorito tras haberse llevado el Globo de Oro, el Critics Choice Award y otra treintena de galardones más. Su racha es infernal.

La decisión de regresar le ha compensado con creces, pese a las muchas dudas, temeroso de la reacción del público al verle tantos años después. "Tenía 50 años cuando decidí volver a actuar, y no fue una decisión que tomé a la ligera", dijo Quan en una entrevista con el Los Angeles Times. "Se necesitó coraje para dar voz a este sueño que había tenido, un sueño del que tuve que alejarme y del que pensé que no encontraría un camino de regreso".

El sueño, en realidad, fue un tanto accidental. Reconoce que no estaba buscando ser actor, pero que el hecho de encontrar una oportunidad junto a Spielberg y Harrison Ford le hizo cambiar de rumbo desde muy joven. El problema fue la cuesta abajo posterior, cuando el teléfono dejó de sonar, con la dificultad añadida de ser un actor asiático, siempre encasillado en determinados papeles que no le atraían.

Ahora siente que todo ha cambiado, que la representación en la pequeña y la gran pantalla es más realista para los suyos. Por eso, entre otras cosas, ha decidido dejar de usar el Jonathan que se puso en busca de abrir más puertas en el mercado estadounidense, y ha vuelto a su nombre de pila original, Ke. Si se impone la lógica, en marzo logrará poner la guinda al pastel de su sonado regreso al cine. Con un Oscar.


Etiquetas:  #La #resurrección #de #Data #y #Tapón #Ke #Huy #Quan #nominado #al #Oscar #40 #años #después

COMENTARIOS