Las autonomías retrasan al máximo la segunda dosis
02:05
12 Abril 2021

Las autonomías retrasan al máximo la segunda dosis

Siguen la estela de Reino Unido y apuestan por proteger a más personas pero en menor grado: cuatro millones de españoles solo han recibido un suero

Los servicios autonómicos de salud están aplicando una regla no escrita durante estos primeros tres meses y medio de vacunación contra la Covid-19: la de conceder prioridad a la administración de primeras dosis sobre las segundas para extender al mayor número posible de personas la inmunización, aunque sea en un menor grado.

Desde que arrancó esta campaña, el 27 de diciembre, España ha administrado algo más de 10,231 millones de sueros. 6,144 millones de ellos se han destinado a completar la pauta en 3,07 millones de personas, por lo que en estos momentos hay en España 4,087 millones de ciudadanos que están pendientes de recibir la segunda dosis. ¿A qué se debe esta apuesta más o menos generalizada en todas las comunidades? Tiene que ver con la agobiante falta de vacunas que han sufrido las autonomías en este tiempo y que llevó incluso a algunas en varias fases a suspender la inyección de dosis. «Hay evidencia científica de que una sola dosis es capaz de inducir una respuesta inmune robusta, por lo que estamos apostando por ello a costa de retrasar la administración de la segunda, para que el mayor número de personas posible alcance un cierto nivel de protección», aseguran a este periódico fuentes no oficiales de la Consejería de Salud de una comunidad bastante poblada.

En esta carrera por inmunizar menos pero a más gente juega un importante papel la Sanidad, pero también la economía. Los servicios de salud dan por hecho que además de los nuevos sueros monodosis de Janssen que llegarán esta semana, los laboratorios que ya comercializan la vacuna en España redoblarán los envíos, en línea con las previsiones del Gobierno. Tratan por ello de ganar tiempo y evitar en la medida de lo posible que la cuarta ola de la pandemia eclosione, con el convencimiento de que una sola dosis otorga inmunidad suficiente para que pueda evitarse. Se salvaría así a los hospitales de otro colapso y la actividad económica podría reanudarse poco a poco.

Dosis administradasInfografía: José Luis Montoro

Diversos estudios científicos avalan de alguna forma esta tesis de la capacidad inmunizadora que puede adquirirse con una sola dosis. Uno de ellos constató de hecho que un solo suero de Pfizer ofrece una respuesta inmune similar a la generada por la infección y también podría dar protección contra nuevas variantes a las personas que previamente se infectaron con el virus. Dicho estudio, codirigido por las universidades de Sheffield y Oxford con el apoyo del Consorcio de Inmunología del Coronavirus, detectó que el 99% de las personas generan esas fuertes respuestas inmunes tras recibir una dosis de la vacuna de Pfizer.

Algunos artículos sugieren incluso que la extensión de uno solo de estos sueros podría evitar también la irrupción de nuevas variantes del virus más peligrosas que las que empezaron a circular a finales del pasado año, como la británica, las brasileñas o la sudafricana. La experiencia internacional también parece avalar esta estrategia y el caso británico es el faro hacia el que miran las autoridades autonómicas. Reino Unido ha exacerbado el principio de vacunar al mayor número de personas posible con la primera dosis en función de la edad, dilatando la administración de la segunda, y los resultados no son malos. El 28 de marzo no se registró ningún fallecimiento por Covid en personas que hubieran dado positivo por coronavirus en los últimos 28 días en Londres.

Los especialistas en España no lo tienen sin embargo claro, y recomiendan ceñirse a las fichas técnicas de las diferentes vacunas, en donde se especifican los plazos de tiempo que deben transcurrir entre la administración de la primera y la segunda dosis. En la de Pfizer marca 21 días; en la de Moderna, 28, y en la de AstraZeneca el tiempo juega a favor de los alrededor de dos millones de ciudadanos que han recibido el primero de los sueros y que desconocen aún si recibirán el segundo y cuál. En este caso, el plazo marcado es de tres meses.

El número de personas pendientes de recibir la segunda dosis es grande en casi todas las autonomías. En Andalucía se inyectaron hasta el viernes más de 1,7 millones de dosis. Como se han destinado 1,07 millones a inmunizar completamente a 535.937 personas, hay por tanto 704.865 que sólo han recibido la primera y están pendientes de completar la pauta. En Cataluña, el número es mayor: 760.385 personas. Pese a apuntar que la estrategia británica era acertada, Madrid no es el territorio en el que más personas esperan recibir la segunda dosis. Se encuentran en esta situación 475.232 ciudadanos.


Etiquetas:  #Las #autonomías #retrasan #al #máximo #la #segunda #dosis

COMENTARIOS