Más Bizum y menos efectivo: el dinero 'cash' pierde peso en la cartera de los españoles a la hora de pagar
19:24
22 Diciembre 2022

Más Bizum y menos efectivo: el dinero 'cash' pierde peso en la cartera de los españoles a la hora de pagar

El aumento de las compras online y el cambio en los hábitos de pago de los consumidores están cambiando los métodos de pago que eligen

El dinero en efectivo sigue siendo la forma de pago preferida en general y también entre particulares, pero cada vez menos. En los últimos años, Bizum se ha hecho un hueco en los intercambios personales y en las compras en tienda y ha pasado de ser una opción residual a copar un considerable porcentaje de las operaciones.

En el caso de los particulares, las formas de pago digital vienen ganando terreno desde 2019, hasta el punto de que ahora representan el 13% de las transacciones, según el informe Uso del efectivo y de otros medios de pago: ¿cómo está cambiando la forma en que pagamos?, elaborado por el Banco de España.

Su ascenso va casi en paralelo al aumento de las transferencias bancarias, que suponen también el 8,5% del total, y ambos han crecido en detrimento de los pagos que se realizan en efectivo. Estos últimos siguen siendo los más representativos, con un 71% de la cuota total, pero han perdido 20 puntos porcentuales respecto a 2019. En términos de valor, los pagos en efectivo suponen un 55% del total, frente al 74% de 2019. "La disminución del número de pagos en efectivo estaría relacionada con una mayor facilidad para realizar este tipo de pagos de forma digital gracias, entre otras, a nuevas formas de pago, como Bizum", recoge el estudio.

La expansión de las formas de pago digitales también se constata en los comercios físicos, donde sigue siendo mayoritario el efectivo, pero también con una proporción decreciente. De acuerdo con los datos del Banco de España, el porcentaje de compras con efectivo se sitúa en el 66% en 2022, frente al 83% de antes de la pandemia. En líneas generales, los pagos con efectivo se utilizan para compras de un importe inferior al de los pagos con tarjeta (un importe medio de 22,6 euros en efectivo, frente a un importe medio de 38 euros con tarjeta). Como resultado, el valor de los pagos en efectivo en este tipo de establecimientos alcanza el 51% del total (65% en 2019).

El segundo medio de pago más utilizado es la tarjeta bancaria, que interviene en el 28% de las compras, lo que supone un aumento de 13 puntos con respecto a 2019. El importe de los pagos con tarjeta se sitúa en el 37% del total. En cuanto a los pagos con aplicaciones móviles, en 2019, su uso "era residual", mientras que en 2022 representa el 3,7% de los pagos totales en comercios físicos.

Cambio de hábitos

La disminución del uso del efectivo viene motivada principalmente por dos factores: el aumento de las compras online, que limita las posibilidades de uso de este medio de pago, y por un cambio en los hábitos de pago de los consumidores, que han incrementado el uso de medios digitales en sus compras.

"Está aumentando el volumen de compras que efectúan a través del comercio online y reduciendo el consumo presencial. En 2022, el 80% de los pagos no recurrentes se realizaron en comercios físicos, casi 7 puntos porcentuales menos que en 2019; por el contrario, las compras en comercios online aumentaron prácticamente en la misma proporción, hasta alcanzar el 16% del total. Estos cambios en la composición de la forma en la que los consumidores compran afectan directamente al uso de los diferentes medios de pago", señala el Banco de España.

El aumento de las transacciones en comercio online está llevando a una disminución del uso del efectivo como medio de pago, al no poder ser utilizado de forma general en este tipo de operaciones. Además, la reducción del uso del efectivo se habría intensificado debido a que el desplazamiento de las compras físicas hacia las compras online se concentra en sectores en los que el efectivo se utiliza con gran intensidad, como la restauración, la hostelería y los supermercados. En estos sectores, aproximadamente el 69% de los pagos en establecimientos físicos se realizan en efectivo", añade.

Los mayores y el efectivo

Las personas de mayor edad son las que utilizan el efectivo con más intensidad, especialmente en el caso de los mayores de 55 años, que realizan aproximadamente el 70% de sus pagos en comercios físicos en efectivo. En los menores de 40 años, este porcentaje disminuye hasta casi el 60%.

No obstante, la reducción en el uso del efectivo en los últimos tres años se aprecia en todos los grupos de edad, que se traslada principalmente a un incremento en el pago con tarjeta bancaria.

El aumento es más intenso entre los mayores de 65 años, mientras que entre los jóvenes de entre 18 y 24 años la sustitución del efectivo se concentra principalmente entre la tarjeta y las aplicaciones móviles.

Por nivel de ingresos, se observa una disminución del uso del efectivo a medida que aumentan los ingresos netos del hogar, en tanto que el informe no encuentra diferencias significativas por nivel educativo.

Los pagos recurrentes, aquellos que tienen una frecuencia fija, suelen estar domiciliados, con un 77,5% del total, seguidos por el pago con tarjeta y las transferencias bancarias.


Etiquetas:  #Más #Bizum #y #menos #efectivo #el #dinero #cash #pierde #peso #en #la #cartera #de #los #españoles #a #la #hora #de #pagar

COMENTARIOS