Objetivo: vacunar a los adultos jóvenes entre 20 y 39 años
17:50
17 Septiembre 2021

Objetivo: vacunar a los adultos jóvenes entre 20 y 39 años

Este grupo se queda rezagado frente a los de 12 y 19 años, ya que éstos ya superan el 80% de cobertura en primeras dosis, frente al 76%

Directo Últimas noticias sobre el coronavirus Salud Los estragos de la pandemia: Una pareja sin vacunar muere y deja huérfanos a sus cinco hijos en California

Repescar, rastrear... Llegar al 90% de la población vacunada no resulta una tarea fácil. Si bien los expertos sostienen que España no ha tocado techo, ahora se necesitan campañas más proactivas. ¿Cómo puede ser que ocho de cada diez menores entre 12 y 19 años ya tengan la primera dosis y superen ya a los mayores de 20 y 30? Fácil, la mayoría cuenta con que un adulto 'los arrastra' para que se vacunen.

Salvador Tranche, presidente de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (Semfyc), explica que "quizás sí hay que intentar captarlos de forma más activa". Desde Atención Primaria, este médico de familia subraya que "podemos encontrar herramientas para atraerlos, a través de padres, abuelos... En los centros de salud, mal empleados e infrautilizados durante la campaña de vacunación, podemos hacer una vacunación más activa".

Tranche manifiesta que pueden captarlos: "Aquí pueden venir por otro motivo e irse con la vacuna". Facilidades se han puesto muchas: unidades móviles, vacunódromos sin cita previa, horarios ilimitados... Pero, aun así, un porcentaje parece que se resiste. Carolina Darias, ministra de Sanidad, dijo tras el Consejo Interterritorial, que en julio sólo el 0,7% de los llamados renunció a la vacuna.

Otra cifra, procedente del barómetro de septiembre del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) recogía que el rechazo a la vacuna contra el Covid-19 de los españoles que aún no han recibido ninguna dosis aumenta a un 34,6%. El crecimiento asciende a más de 20 puntos, ya que en el mes de julio este dato era menor: un 10,5% de los encuestados no vacunados no tenía intención de hacerlo.

La desconfianza hacia la vacuna de quienes no han recibido la pauta completa contra la Covid-19 se ha disparado en septiembre. En anteriores encuestas del CIS apenas cambió: 10,5% en julio; 8,0% en junio; 6,0% en mayo; 6,2% en abril; 5,4% en marzo, y 6,5% en febrero.

Si el Gobierno y las autonomías toman como válido el último porcentaje del CIS, deben asumir que hay un gran desafío para alcanzar la nueva cota del 90%. Los expertos creen que hay que dar un paso al frente ante los signos de agotamiento de las actuales campañas. No es lo mismo recibir un SMS o una llamada y rechazarla, que tener que acudir uno mismo en busca del pinchazo sin tener mucha motivación para hacerlo.

Y en este rastreo activo se debe hacer inciso en las razones a favor de la vacunación. Ya que, en el último CIS, se recoge que entre quienes no quieren vacunarse, las razones fundamentales son que no se fían de las vacunas (26,0%) y el miedo a riesgos para la salud o efectos secundarios (20,4%).

Pero, como apunta Tranche, "hay que convencer con los hechos". Si bien aquí se puede optar por contar cómo la quinta ola ha sido más 'leve' en cuanto a presión asistencial y menos letal que las anteriores por las vacunas. Y cómo los casos en los grupos más afectados entre 12 y 29 años han ido descendiendo en las últimas semanas conforme subía el número de personas vacunadas en estos tramos de edad.

Entre los dos millones y medio de entre 20 y 39 años pendientes de inmunizar, se hallan los 397.303 contagiados en los dos últimos meses (del 7 de julio al 7 de septiembre según datos del Instituto Carlos III), que podrían vacunarse a partir de ahora, ya que Sanidad rebajo el tiempo de espera entre infección y vacuna de seis meses a entre cuatro y ocho semanas.

Desde Navarra, su consejera de Salud, Santos Induráin, apuntó ayer que "vamos a seguir siendo muy proactivos con repescas, con nuevas citas", ha dicho la consejera, quien ha subrayado que " vamos a ir persona a persona y décima a décima de esos valores que tenemos tan buenos en cuanto a tasas de vacunación".

Santos Induráin marcó cómo debe ser la siguiente fase de la vacunación, una vez superado el 75% de la población vacunada, "más selectiva, más quirúrgica" y orientada "hacia los nichos o hacia sectores que nos parece importante captar, identificar".

En Valencia, con las dosis de Pfizer también se han programado, en el marco de la estrategia de repesca, cerca de 14.000 citaciones de personas que están pendientes de vacunar. Así, desde Castilla y León, aunque desde la Consejería se ha reconocido que hay algunos grupos que no se han vacunado "por miedo". Como ejemplo apuntan a los trabajadores sociosanitarios, que "al principio se vacunaron poco, pero viendo que los efectos secundarios eran escasos se animaron a vacunarse", explicó ayer la directora de Salud Pública de la Junta, Carmen Pacheco y ahora han recibido la pauta entorno al 95%.

Desde el Servicio Cántabro de Salud (SCS) buscan candidatos para ser vacunados entre las personas que han padecido covid hace un mes y desplazados en Cantabria desde hace más de tres meses. El SCS ha impulsado esta iniciativa sin cita para captar a personas pendientes de recibir su dosis.


Etiquetas:  #Objetivo #vacunar #a #los #adultos #jóvenes #entre #20 #y #39 #años

COMENTARIOS