Scholz enfría la relajación de las reglas de déficit y deuda que reclaman Francia y España
12:16
11 Diciembre 2021

Scholz enfría la relajación de las reglas de déficit y deuda que reclaman Francia y España

El nuevo canciller apela a la ''solidez de las finanzas'' públicas en su primera gira de capitales europeas tras tomar posesión.

Aquellos que confiaban en que un canciller socialdemócrata en Alemania despejaría el camino para relajar las reglas de déficit y deuda de la UE, una iniciativa que siempre bloqueó Angela Merkel, se enfrentan a un duro despertar. En su primera gira de capitales europeas tras su toma de posesión este miércoles, Olaf Scholz ha enfriado cualquier perspectiva de reforma del Pacto de Estabilidad y ha apelado a la "solidez de las finanzas". Lo ha hecho en París en rueda de prensa conjunta con Emmanuel Macron, que ha convertido la flexibilización del Pacto en prioridad absoluta de la presidencia francesa de la UE, que se desarrollará de enero a junio de 2022.

En una interminable rueda de prensa este jueves, Macron dejó claro que consagrará el próximo semestre a desatascar la reforma de las reglas presupuestarias, que fijan un límite del 3% para el déficit y del 60% para la deuda. Estos umbrales -que están en suspenso desde el estallido de la Covid-19 pero volverán a aplicarse en 2023- ya no responden a la realidad pospandemia ni tienen en cuenta las necesidades de "inversión masiva" para impulsar la doble transición digital y verde.

El presidente francés llegó a presentar dos alternativas concretas de reforma. O bien convertir en permanente el fondo Next Generation, de forma que toda la inversión se haga a escala europea y con un endeudamiento común. O si esto se revela inviable, excluir la inversión pública a escala nacional del cálculo del déficit. El Gobierno de Pedro Sánchez defiende posiciones muy similares a las de París.

Sin embargo, el nuevo canciller ha cerrado la puerta a una reforma radical de las reglas presupuestarias en la línea que propugan Francia y España. "Nosotros nos hemos comprometido a utilizar la flexibilidad del Pacto de Estabilidad y Crecimiento para definir una política económica común", ha dicho Scholz en referencia al programa de Gobierno de su coalición semáforo, en la que el halcón liberal Christian Lindner, con posiciones muy próximas a los frugales nórdicos, ocupa la cartera de Finanzas.

"Se trata de mantener el crecimiento generado por el plan de recuperación (Next Generation). Al mismo tiempo, debemos trabajar en la solidez de nuestras finanzas. Para mi no es contradictorio, son las dos caras del mismo esfuerzo", sostiene el nuevo canciller alemán.

Macron da marcha atrás

A su lado, Macron ha hecho un ejercicio de marcha atrás y ha eludido repetir las ambiciosas propuestas que había formulado el día anterior. A su juicio, la UE debe perseguir un triple objetivo: consolidar el crecimiento y buscar el pleno empleo, realizar inversiones masivas en alinzas industriales que le permitan recuperar su soberanía, y mantener la "seriedad presupuestaria" para facilitar la convergencia entre los países de la eurozona.

"Tenemos que encontrar los mecanismos que nos permitan cumplir los tres objetivos, ya sea más flexibilidad o nuevas reglas", ha defendido el presidente francés. "No se trata de volver a los debates de los últimos años (en referencia al enfrentamiento entre los países del norte y del sur a cuenta de la austeridad), sino de encontrar de forma pragmática nuevos acuerdos", afirma Macron.

Tras su parada en París, Scholz ha viajado a Bruselas, donde se ha reunido con la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen; el jefe del Consejo Europeo, Charles Michel; y el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg.

A Von der Leyen le han preguntado si se siente más cerca de Francia o de Alemania en la reforma del Pacto de Estabilidad y ella ha evitado posicionarse. En su opinión, lo importante es que todos Gobiernos ya comparten un mismo diagnóstico del problema. En primer lugar, todos los países de la eurozona saldrán de la pandemia con unos niveles de deuda disparados por el desplome del crecimiento y las enormes ayudas públicas desplegadas para amortiguar la crisis.

Además, la UE debe preservar la inversión si quiere alcanzar la neutralidad climática y la transición digital. Con este punto de partida común, ahora los Estados miembros deben ponerse de acuerdo sobre el futuro de las reglas fiscales, a ser posible antes de que vuelvan a aplicarse en 2023, según la presidenta.

Crisis entre Ucrania y Rusia

Aparte de la reforma del Pacto de Estabilidad, el otro gran tema que ha monopolizado todas las reuniones de Scholz en París y Bruselas ha sido la crisis en Ucrania y las sospechas compartidas por los aliados occidentales de que Vladimir Putin pretende invadir el país en las próximas semanas. El nuevo canciller ha expresado su inquietud por la acumulación de tropas rusas en la frontera ucraniana y lanzado una apelación a desescalar la tensión y recuperar el diálogo.

En este sentido, Scholz considera positiva la reunión virtual de esta semana del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, con Putin. Y defiende además reactivar el denominado "formato de Normandía". Es decir, un diálogo directo entre Moscú y Kiev con Alemania y Francia como intermediarios. Una solución que también ha reclamado Macron.

¿Qué harán Alemania y la Unión Europea si al final Putin pasa a la acción en Ucrania? "Lo que está claro es que Alemania, la UE y otros reaccionarían si se produce una violación de la frontera. Pero está igual de claro que nuestra tarea en este momento es precisamente evitar que esto suceda. Debemos trabajar juntos en Europa y todos estamos de acuerdo en que las fronteras no deben vulnerarse", ha contestado el recién estrenado canciller.

"Esperamos que Rusia disminuya la tensión, se abstenga de cualquier agresión hacia sus vecinos y respete los derechos de los Estados soberanos. De lo contrario, la UE está dispuesta no solo a endurecer las sanciones existentes, sino también a tomar nuevas medidas tangibles en otras áreas, desde la economía hasta las finanzas", ha dicho por su parte Von der Leyen.

"Para que quede muy claro: queremos una buena relación con Rusia, pero que eso sea posible depende ante todo del comportamiento de Rusia. Rusia está eligiendo actualmente un escenario de amenazas a sus vecinos, lo que socava la seguridad de Europa", ha destacado la presidenta de la Comisión.

Déficit público Deudas Emmanuel Macron Olaf Scholz Unión Europea (UE) Ursula von der Leyen

Etiquetas:  #Scholz #enfría #la #relajación #de #las #reglas #de #déficit #y #deuda #que #reclaman #Francia #y #España

COMENTARIOS