Unai Simón detiene dos penaltis y conduce el Athletic a semifinales
11:22
5 Febrero 2021

Unai Simón detiene dos penaltis y conduce el Athletic a semifinales

El conjunto de Marcelino elimina al Betis en la tanda, tras forzar la prórroga en el último minuto con un gol de Raúl García (1-1, 1-4).

Cuartos de final. Roger firma la historia del Levante (1-0)

La gloria es para quien posee duende. Y Unai Simón lo tiene. Aunque las dudas le hayan nublado esta temporada más de lo esperado, pues al final es joven y los fallos son parte del proceso de aprendizaje. Pero el guardameta alavés siempre se levanta, porque no conoce la fragilidad y si el esfuerzo y la disciplina. Se merecía Simón una noche como la de ayer, en la que clasificó al Athletic para su segunda semifinal de Copa consecutiva deteniendo dos penaltis en la tanda final. [Narración y estadísticas (1-1, 1-4)]

Por el camino se quedó un Betis que peleó sus opciones y al que se le escapó la gloria entre los dedos, primero con el gol de Raúl García en el último suspiro que forzó la prórroga y después en la tanda de penaltis en la que Sergio Canales y Juanmi se toparon con Simón mientras que el Athletic hizo pleno. Hasta aquí llegó el conjunto bético, mientras el rojiblanco mantiene su sueño, su bilbainada, de jugar dos finales de Copa en 15 días.

Sin Iker Muniain, baja de última hora por molestias físicas, el Athletic moduló su propuesta de juego, pero no su forma de encarar los encuentros. Buscando más el juego directo y las segundas jugadas, el equipo de Marcelino se mostró más efusivo en los primeros minutos, lanzando balones hacia Asier Villalibre y Raúl García -Iñaki Williams, también tocado, fue suplente- para generar superioridades en campo rival. Joel Robles, sin embargo, no pasó apuros, pues el mayor dominio del Athletic no alcanzaba su área.

Colmillo afilado

Los dos equipos priorizaban no cometer fallos, siendo como era un partido sin red. Álex Berenguer, Nabil Fekir y Canales aparecían poco, lo que penalizaba la fluidez del duelo y sólo los errores de Yeray Álvarezdaban algo de vuelo al choque. Alrededor de la hora de partido, el Betis ganó presencia y amasó tres buenas ocasiones, aunque ninguna de ellas cogió dirección hacia portería. Simón -titular tras serlo Jokin Ezkieta en las dos rondas coperas anteriores- llegó al descanso con los guantes inmaculados y Joel sólo los usó para blocar un cabezazo de Yeray que no le supuso ninguna amenaza.

Conforme fue creciendo Fekir, el Athletic se empezó a cargar de amarillas. Yeray, incluso, se jugó la expulsión a los cinco minutos de la reanudación. Ocurrió eso porque el Betis salió con el colmillo mucho más afilado de los vestuarios, abortando todos los envíos largos de su rival y adueñándose por completo del balón.

Pero, de nuevo, la preocupación del Athletic no llegaba a alcanzar a Simón. Y cuando eso sucede, el riesgo es que cualquier jugada aislada pueda poner cuesta arriba el partido para el equipo que en apariencia domina. Tanto Yuri como Óscar de Marcos amenazaron con ello, sin llegar a concretar.

Un centro perfecto

Y cuando la prórroga ya parecía inevitable, Juanmi hizo gala de su oportunismo para cazar un balón rebotado y batir a Simón con una volea pegada al palo. Y cuando la victoria del Betis ya parecía inevitable, Iñigo Martínez se echó al monte en el cuarto minuto de descuento y se inventó un centro perfecto hacia la cabeza de Raúl García, quien lo aprovechó con su talento habitual en estas situaciones. Diez minutos de preciosa locura.

La prórroga fue ante todo un ejercicio de prudencia colectiva. Ninguno quiso asumir un solo riesgo. En ocasiones, porque no podían. Ya en la segunda parte, comenzaron a subirse gemelos en todas las puntas del campo y los dos llegaron a la conclusión de que lo mejor era lanzar una moneda al aire. Llegaron así los penaltis, en los que Simón demostró que vale una semifinal. Por lo menos.


Etiquetas:  #Unai #Simón #detiene #dos #penaltis #y #conduce #el #Athletic #a #semifinales

COMENTARIOS